Relojes deportivos para adornar tu muñeca
Uno de los complementos masculinos por excelencia son los relojes, sin duda un accesorio imprescindible para cualquier hombre. Lo importante es elegir el modelo más adecuado y saber combinarlo en función del estilo que quieras darle, ya sean relojes deportivos u otros más refinados y elegantes.

Las firmas más reconocidas a nivel mundial y las que suelen marcan tendencia son Michael Kors y Marc Jacobs. Michael Kors apuesta por un diseño llamativo con un reloj de color amarillo, el color de moda para este otoño con cronógrafo y detalles en acero inoxidable.

Se trata de un modelo fácil de combinar tanto con cardigans como con abrigos, así lograrás darle un toque divertido y menos serio a tu aspecto. Kors también propone a los hombres más deportistas un diseño más deportivo, el exterior es de color blanco y el interior negro. Un reloj perfecto para llevártelo al gimnasio, a correr o a lanzar unas canastas con tus amigos.

Por su parte, Marc Jacobs lanza al mercado un reloj clásico a la vez que original. Destaca por su divertido diseño para disfrutar de las noches de fiesta luciendo un look más fiestero. Puedes combinarlo como quieras para obtener el estilo que quieras.

También debes tener en cuenta que el negro sigue siendo el color preferido de muchos hombres. Es un color elegante que sientan bien casi con cualquier prenda que decidas ponerte, y al tratarse de un color oscuro, esconde mejor las manchas.

Sin embargo, también puedes atreverte con otros colores como por ejemplo el blanco. El reloj diseñado por Marc Jacobs tiene una correa hecha de plástico blanco y un diseño moderno para el hombre actual. Todos estos relojes los encontrarás en cualquier tienda especializada en estos productos, además de los modelos y diseños de otras firmas de accesorios, sólo tienes que elegir el que más te gusta.

Recuerda que si estás pensando en hacer un regalo estos relojes de diseño siempre son una buena opción, aunque conviene conocer el estilo de esa determinada persona, puesto que además de elegantes también pueden resultar un poco caros.