Tratamiento para unos labios secos y agrietados
Los labios son una de las partes del cuerpo que más sufren, están expuestas a las agresiones externas, las condiciones climáticas más extremas como el viento, el frío o el intenso sol, entre otros factores que perjudican la buena salud de nuestros labios.

Por eso es importante cuidarlos como se merecen, ya que es la zona del cuerpo que más se luce, y una bonita sonrisa es garantía de éxito entre muchas mujeres. Entre los problemas más habituales se encuentran los labios agrietados.

Un truco para suavizarlos es derretir una cucharada de cera de abejas con 4 cucharadas pequeñas de mantequilla cocoa en una olla al baño maría, deposita a mezcla en un recipiente pequeño y déjalo enfriar. Si quieres obtener resultados visibles tendrás que aplicar esta mezcla sobre tus labios todos los días y tener un poco de paciencia, verás como en poco tiempo empiezas a apreciar una mejoraría.

Si en cambio tienes los labios resecos y con pieles desprendidas tendrás que exfoliarlos y devolverles la vitalidad. Comienza limpiándolos con agua y un producto específico para esta zona. Para exfoliar tus labios puedes utilizar un truco casero, mezcla un poco de azúcar con otro poco de aceite de oliva y aplícate sobre esta zona la mezcla resultante.

A continuación tienes que proteger tus labios con un protector labial antes de salir a la calle y exponerlos al frío o al sol intenso. Otra recomendación para tener unos labios nutridos es beber por lo menos dos litros de agua a diario, limpiarlos con productos adecuados y protegerlos de las agresiones climáticas. Unos trucos sencillos y rápidos que te permitirán lucir una boca perfecta y radiante que muy pocas mujeres podrán resistir.